RITIDOPLASTIA

Es el rejuvenecimiento facial por resección de piel y estiramiento, acompañado de modificación de la grasa y la fascia.  La ritidoplastia no tiene una técnica universal, cada paciente contiene un conjunto de problemas que requieren un diagnostico anatómico preciso y un plan quirúrgico individualizado.

RIESGOS

La piel es una cobertura funcional del rostro, no es una estructura de soporte. Usar la piel como lo hacen muchos cirujanos para movilizar los planos profundos, resulta en una tensión anormal, la cual se asocia con  pobre cicatrización, mal posición de la oreja y apariencia poco natural.  Se debe realizar modificaciones de sistema musculo aponeurótico de la cara para tener un resultado duradero y natural.

CUIDADOS POST OPERATORIOS

  • Compresas con hielo en los ojos por 15 min cada hora, los primeros 3 días.
  • Analgésicos.
  • Ungüentos oftálmicos en la noche por 3 semanas.
  • Dormir en cama sin almohada por 2 semanas.
  • Dieta blanda por 2 semanas.
  • Promover el baño diario.
  • Retorno a trabajo leve, tipo oficina al decimo día.
  • Se recomienda no manejar vehículo por los primeros 10 días.